El Libro del SEO y el Posicionamiento Web

Capítulo 6. Evolución típica de las campañas de posicionamiento.

Bueno, ahora tienes los rudimentos necesarios para comenzar tu campaña, tus checklists, sabes las cosas que hay que hacer y las que no. No estará de más que sepas lo que puedes esperar en cada momento, y como soy un tío estupendo, te lo voy a contar.

El “Rey Google” y “Google el principito”.

Es fundamental que comprendas que Google trabaja a dos niveles. Por una parte, tiene una calificación “estable” de tu web, de cada web, en cada momento. Por otra parte, bonifica las novedades, lo que los cursis llaman “frescura” de contenidos. Por lo tanto, tu posición por una clave determinada vendrá dada por la suma de estos dos valores: el consolidado por el llamado “Rey Google” más el valor que, por ser contenidos recientes, te sume el llamado “Príncipe Google”.

Durante tu campaña, en más de una ocasión obtendrás resultados rutilantes con relativamente poco esfuerzo. No, no te deslumbres, es el principito el que te ha dado tanta nota. Si en ese momento no intensificas tu esfuerzo de posicionamiento, y demuestras a Google que esa posición “te la mereces”, volverás en poco tiempo al limbo de donde viniste. Es muy importante que seas consciente que cada posición tendrás que consolidarla una vez conquistada. La analogía es tomar Normandía. Si una vez desembarcado y vencidas las resistencias iniciales no aprovechas para fortalecer tus posiciones con el mismo esfuerzo que has empleado en tomarla, te van a echar en dos días.

Cuidado con el terrario.

Es diferente posicionar una web que ya está realizada desde hace tiempo, cuyo dominio lleva al menos un año registrado, que empezar de cero con un dominio nuevo.

Google desconfía de los dominios nuevos que, nada más nacer, tengan muy buenos resultados, muchas visitas, y muchos enlaces entrantes. En ese caso, los encierra en un terrario (sandbox), y espera a que demuestren su valía. Esto te obligará a administrar muy cuidadosamente tus recursos, ya que tendrás que mantener tu esfuerzo de posicionamiento durante mucho más tiempo para vencer las reticencias del buscador y llegar a la posición que te mereces.

También se habla de un efecto contrario, el llamado honeymoon (luna de miel), en el cual, supuestamente, un dominio nuevo se vería recompensado durante un tiempo breve de una bonificación precisamente por su novedad. Nunca lo he experimentado.

Ambos casos, el sandbox y el honeymoon, han sido repetidamente negados por Google. Da igual, el caso no es que tengan un terrario donde encerrar webs, el caso es que el resultado de aplicar sus algoritmos es ese.

Ojo con el bailoteo.

Se llama “Google dance” a cambios bruscos en las posiciones en general de todas las claves y todos los nichos durante unos días. Como en el apartado anterior, Google lo niega rotundamente, pero es simplemente comprobable que ocurre cada, muy aproximadamente, seis meses. Durante los días que dura, puedes ver como tu web cambia cada media hora de posición. Hay quienes caen al abismo y quienes se encuentran sin esperarlo entre los primeros resultados. Es absolutamente impredecible, algo muy parecido a un terremoto.

El Panda y el Pingüino.

Con esos nombres tan simpáticos (para ellos), los ingenieros de Google denominan algoritmos concretos para mejorar los resultados de sus búsquedas.

En teoría, el panda pretende buscar y excluir de los resultados de búsqueda las webs con pocos contenidos, diseñadas exclusivamente para aportar enlaces con un fuerte valor contextual a otras webs.

En teoría, el pingüino pretende encontrar webs que estén “violando las leyes Google” en cuanto a número de palabras claves, densidades de las mismas, que ofrezcan versiones diferentes a los buscadores y al público (lo que se conoce como cloaking). Vamos, buscar a los malos malotes de entre los SEOs y castigarles.

En la práctica, es como el Google dance pero a lo bestia. Digamos que, en lugar de un terremoto, cae un meteorito sobre la tierra y extingue a muchas especies de webs de la superficie terrestre. Quiero pensar honestamente que es cierto que acaban con muchas webs “tramposas”, pero lo real es que se llevan por el camino también a numerosas webs que han sido posicionadas sin trucos de “magia negra”. Te puede tocar.

¿Y qué hacer si te toca?

Primero, solicita una revisión en Google Webmaster Tools. Eso disipará sobre tu “legalidad”. En segundo lugar, revisa y reoptimiza tu web. No olvides remitir, también en Webmasters Tools, tus cambios desde la opción “ver como Google”.

En tercer lugar, resetea tu mente, vas a tener que aplicar el mismo esfuerzo para volver a tu posición “natural” que aplicaste al principio.

Lo siento, es así y no hay otra solución.

Disavow: La caja de Pandora.

Este nuevo juguetito de Google. (lleva en funcionamiento desde octubre de 2012), es más peligroso que un mono con dos pistolas. Te permite, en teoría, “desactivar” enlaces a tu página que puedan estar dañando tu reputación.

Esto tiene, en sí curiosas y peligrosas implicaciones.

Por una parte, demuestra que, si un tercero se dedica a enlazarte desde páginas que Google considere “malas compañías”, puede dañarte en términos de posicionamiento, y eso concretamente Google siempre lo negó.

Por otra parte. ¿El hecho de recurrir a esta herramienta implica que eres culpable de haber realizado enlaces con herramientas “malvadas” como software de creación automática de enlaces? ¿Te pone bajo observación a los ojos de Google?

El funcionamiento es bastante sencillo. Entras en Webmasters Tools, reclamas la lista de enlaces que apuntan a tu sitio, y en base a criterios científicos tales como a “ojo de buen cubero”, “dependiendo de la pinta que tengan”, o “si parecen como de China”, vas seleccionando los enlaces y/o dominios que quieras que Google no tenga en cuenta para tu calificación.

Sería un detalle si Google te informara de la calidad de cada enlace, o cuales considera negativos, pero entonces sería fácil y sensato.

Finalmente, elaboras un fichero con los dominios y enlaces que vas a repudiar, y se lo entregas a Google.

No tendrás ni idea de cuándo será tenido en cuenta, cuándo se retirará el valor de esos enlaces en la reputación de tu web, ni si el efecto será positivo o negativo.

Es decir, utiliza esta herramienta sólo si estás total y absolutamente desesperado, y tus dos únicas opciones sean jugártela al disavow o tirar la web y empezar otra.

Evolución mensual.

Voy a intentar escribir este párrafo sin entrar en ningún chiste fácil y (según quién), de mal gusto:

Aparte de los grandes cambios, los bailoteos y los animalitos ya vistos, Google “rey” se actualiza con más frecuencia e intensidad de forma cíclica y mensual.

La última semana de cada mes se reflejan con más intensidad las modificaciones de todo el mes. Es muy normal estar un mes casi entero trabajando salvajemente en mover una web sin obtener ni un sólo puesto de mejora, y que tu trabajo se vea recompensado a finales de mes.

O castigado, recuerda que tus competidores están haciendo exactamente lo mismo que tú, y que la pereza es un pecado capital.

Evolución a largo plazo.

Además de tu competencia, con el tiempo, tu web puede perder frescura a ojos de Google. Puede “cansarse” de leer siempre lo mismo cuando visita tu página, y podrías empezar a perder puestos. Reacciona: tienes que actualizar contenidos, reoptimizar la página, y hacérselo saber a Google. Activa con más potencia tu campaña de creación de enlaces y tus recursos sociales. Es la forma de revertir esa caída. Y no te frustres, es Google rey el que te está castigando, y es de evolución lenta. A los primeros síntomas, reacciona y así la curva de caída y recuperación será lo más corta posible.

Una web siempre se está posicionando. Hay que tomar las posiciones de cada clave diariamente, observar a la competencia, y estar atento a cada cambio en los serps. Tu posición es codiciada por todos los demás que están por debajo, no podrás dejar de trabajar nunca, tenlo claro. Sigue blogs de profesionales. La mayoría de los buenos blogs sobre SEO están en inglés. Aunque hay alguno bueno en español, lo que prolifera bochornosamente son traducciones malas de blogs anglófonos de calidad. Sigue los foros. Mantente atento. Es lo único que te permitirá, si no anticipar los cambios (un panda, por ejemplo, no se anticipa), reaccionar cuanto antes, y saber lo que está pasando. Y a la desesperada, invocar un disavow.

 
4 Encuesta de Calidad 2012 4.5150 36